Hombre que dice ser la reencarnación de Jesús fue detenido en Rusia.

Serguéi Torop también era llamado el ‘Jesús de Siberia’. Fue arrestado por presunta extorsión.

La investigación estableció que los organizadores de la secta se apropiaron de dinero de sus seguidores y les violentaron psicológicamente.

La policía rusa detuvo en la región siberiana de Krasnoyarsk (Rusia) a los líderes de la secta religiosa ‘Iglesia del Último Testamento’.

Estos religiosos, al parecer, habrían estafado y abusado psicológicamente de sus adeptos, según informó el Comité de Investigaciones de ese país.

Según ‘EFE’, Serguéi Torop, Vadim Redkin y Vladímir Vedérikov, líderes de la secta, serán acusados por crear una organización religiosa responsable de actos violentos que, señaló la entidad, produjeron graves daños a la salud de dos o más personas.

Serguéi Torop, uno de los detenidos, se hacía llamar ‘Hijo de Dios’ o ‘Cristo’, pues se identificaba como un nuevo mesías que, esta vez, a diferencia de Jesús de Nazareth, llegó a la Tierra bajo el nombre de Vissarión.

Según informó el Comité de Investigaciones, se llevó a cabo una operación especial para poner fin a las actividades de esta agrupación religiosa.

El operativo se realizó en conjunto con agentes del Servicio Federal de Seguridad de Rusia (FSB) y el Ministerio del Interior de ese país.

La investigación estableció que, además de utilizar técnicas persuasivas que afectaron la salud mental de sus seguidores, los organizadores de la secta se apropiaron de su dinero.

La ‘AFP’ reportó que Vissarión había reunido a sus miles de fieles en una zona aislada de Siberia para hacer una suerte de ‘Arca de Noé’ con el fin salvar a la humanidad de un supuesto cataclismo que el hombre está provocando.

La secta, que en 1994 fue declarada hereje por la Iglesia Ortodoxa rusa, fue creada por el mismo Torop, en 1991, y se inscribió cuatro años después ante el Ministerio de Justicia ruso.

El credo de Vissarión, resumido en su libro ‘El Último Testamento’, es una mezcla de religiones abrahámicas, hinduismo, ufología, la obra mística ‘Rosa del mundo’, del poeta ruso Daniil Andréev, y del tratado ‘Doctrina secreta’, de la teóloga rusa Elena Blavátskaya, entre otras diversas influencias.

La ‘Iglesia del Último Testamento’ no vivía completamente aislada del mundo, a diferencia de otras sectas, pues sus líderes regularmente aceptaban entrevistas e impartían conferencias.

Los fieles, quienes aspiran a la autosuficiencia después del arresto de su líder, dicen vivir en comunión con la naturaleza, rechazando en particular la carne, el alcohol y el tabaco.

(Visited 92 times, 52 visits today)